Seguridad Vial Motoristas

0 comentarios admin Por admin El 14 de Mayo de 2008

SEGURIDAD VIAL El Consell invertirá durante el bienio 2008/2009 un total de seis millones de euros en sistemas específicos de protección de motoristas. Esta cifra supone el 40% de la inversión prevista para la mejora de sistemas de contención de vehículos en la red viaria autonómica, que asciende a un total de 15 millones de euros en este periodo, según informaron fuentes de la Conselleria de Infraestructuras.

Dentro de este programa está prevista la instalación de 150.000 metros de barrera para protección de motoristas en los tramos en los que por su tráfico, geometría y accidentalidad hacen más necesaria esta medida. En la provincia de Alicante carreteras como la CV-70 entre Alcoy y Benidorm ya cuentan con estos sistemas, pero no será la última.

Mientras el Consell planifica las siguientes actuaciones, el Ministerio de Fomento también se ha puesto manos a la obra y el pasado lunes adjudicó los trabajos para eliminar las aristas de los guardarraíles y adaptar los sistemas de protección a la nueva normativa en varios tramos de la autovía A-7 a su paso por Alicante y por Valencia.

La Conselleria de Infraestructuras, no obstante, trabaja en varios frentes para reducir la siniestralidad. Al margen de la normativa específica que está ultimando para los motoristas, también ha empezado a desarrollar proyectos concretos de seguridad activa mediante actuaciones de mejora de márgenes, con el objetivo de reducir la cifra de accidentes por salida de vía, que suponen más de un tercio del total de accidentes producidos.

Batería de medidas
Las nuevas cunetas de seguridad serán franqueables por los vehículos. Los arcenes se cubrirán con materiales permeables para garantizar en todo momento la necesaria evacuación de las aguas de la calzada, pero evitarán el vuelco de un vehículo que se salga de la calzada de forma incontrolada al acabar con el desnivel que presentan muchas de ellas.

La instalación de nuevos terminales de absorción de energía es otra de las medidas que se quiere aplicar porque tienen un mejor comportamiento y, sobre todo, evitan más vuelcos que los actuales terminales abatidos. Como complemento a estos elementos se instalarán también nuevos amortiguadores de impactos en bifurcaciones en las cuales la pérdida de control del vehículo pueda ocasionar la colisión contra un obstáculo.

La renovación de columnas fusibles, farolas y postes también serán una prioridad dadas las prestaciones de seguridad que ofrece en caso de colisión. Cuando el choque se produce a baja velocidad el vehículo es frenado por la columna, mientras que a alta velocidad la columna cede dejando pasar al vehículo sin causarle graves daños.

Otra de las medidas que se ha aplicado de forma experimental y que está dando buenos resultados es la extensión de lechadas de alta adherencia en zonas como pasos de peatones, semáforos o curvas conflictivas, donde una frenada de emergencia sea más probable. Reduce notablemente la distancia necesaria para detener al vehículo.

Deja un comentario